¿Pueden las empresas leer los correos de los trabajadores?

12 septiembre, 2017

Asesores Protección de Datos en Granada: Nuevo artículo de OYA Abogados & Asesores

¿Qué ocurre si un trabajador utiliza el correo de la empresa para uso personal? Hoy analizamos la reciente sentencia del Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo sobre un ingeniero despedido por usar ordenadores, fotocopiadoras, teléfonos, télex o fax con fines personales.


¿Has dónde llega la privacidad del trabajador y hasta qué punto puede controlar la empresa? La polémica volvía a saltar con la publicación de la sentencia del Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo ya que ratificaba que las empresas puedan revisar el contenido de las comunicaciones de sus trabajadores durante el horario laboral.

De este modo, la sentencia apunta que las entidades pueden leer lo que dicen sus trabajadores no solo en sus correos electrónicos, sino en aplicaciones como WhatsApp, Telegram o Facebook Mesenger si se realizan a través de aparatos de la compañía. Y siempre que previamente les hayan avisado.

Por tanto, se trata de un fallo crucial para determinar los límites de la privacidad en el lugar del trabajo, ya que proviene de la máxima instancia judicial europea a la hora de dirimir litigios sobre libertades civiles, cuya jurisprudencia es seguida por los tribunales nacionales.

Como es lógico, al conocerse esta resolución surgía el debate ¿No se vulnera la privacidad del trabajador con esto? ¿hasta qué punto la empresa puede acceder al correo personal del empleado? El caso estudiado por el Tribunal se inició con la demanda de un ingeniero en Rumanía que fue despedido en agosto de 2007. La empresa accedió al correo electrónico del trabajador y vio contenido personal que éste enviaba a su pareja y a su hermano. La organización avisó al trabajador y éste lo negó todo, por lo que la entidad transcribió dicho contenido para advertir al empleado de que estaba haciendo un uso ilícito del correo de la empresa. Finalmente, en agosto, lo despidieron por haber vulnerado la normativa que prohíbe el uso de recursos de la empresa para fines personales.

A pesar de acceder a estos textos, para el Tribunal no se vulnera la privacidad del trabajador dado que los correos electrónicos se enviaron en horario laboral, usando herramientas de la empresa y además, según indica la resolución, la compañía tenía prohibido, por su propia normativa interna, el uso de herramientas corporativas e incluso, el acceso a Internet para temas personales.

El trabajador fue despedido por la empresa, justificando el despido se expuso que el empleado no había cumplido la normativa de la compañía y que además, se le había informado de ello en todo momento, por lo que según señalan los magistrados, el empleado era consciente del riesgo que corría al usar ese correo con fines privados.

También puede interesarte:

Los abogados en Granada que necesitas

Derechos de los ciudadanos ante el uso de sus datos

Publicación de fotos de menores en redes sociales

¿Puedo grabar a mis empleados sin previo aviso?

Consejos para comprar online de forma segura

¿Cumple tu tienda online con la Ley?

Volver a Noticias